ENVÍOS GRATIS CON COMPRAS A PARTIR DE 20 €

Clientes

0

Cesta

ELIZABETH ARDEN
White Tea EDP

Eau de Parfum para Mujer


White Tea EDP | 30 ml

Id. 100433
Disponible
- 29%
27,00€
18,95€ iva incl.

White Tea EDP | 50 ml

Id. 100431
Disponible
- 30%
45,00€
31,50€ iva incl.
63 Eur/100ml

White Tea EDP | 100 ml

Id. 100430
Disponible
- 29%
57,00€
39,95€ iva incl.
Descripción

Esencial, noble, exquisito. El té blanco es el té en su forma más pura.
Haciéndose eco de esta poderosa simplicidad, Elizabeth Arden White Tea Eau de Parfum libera una fragancia cautivadora finamente elaborada que nos anima a vivir y disfrutar de los momentos de bienestar .
Un aroma para una mujer de espíritu seguro y libre que refuerza su personalidad a través de sus experiencias. Preparada para la intensidad y la fuerza de la noche, pero también para la suavidad y el frescor de la mañana.

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.
Una fragancia acogedora para una mujer vital, femenina, elegante y abierta a la belleza del mundo.

El frasco rinde homenaje al diseño de líneas rectas y a la pureza visual; de tacto satinado y tapón dorado que ensalzan su arquitectura, como el sol poniéndose en el horizonte en un precioso atardecer.
Un packaging hodierno y sin opulencias que nos presenta ese perfume especial con el que vivir plácidamente momentos únicos y genuinos.

Familia Olfativa: Floral - Amaderado - Almizclado

Notas Olfativas:

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.

Descripción

Esencial, noble, exquisito. El té blanco es el té en su forma más pura.
Haciéndose eco de esta poderosa simplicidad, Elizabeth Arden White Tea Eau de Parfum libera una fragancia cautivadora finamente elaborada que nos anima a vivir y disfrutar de los momentos de bienestar .
Un aroma para una mujer de espíritu seguro y libre que refuerza su personalidad a través de sus experiencias. Preparada para la intensidad y la fuerza de la noche, pero también para la suavidad y el frescor de la mañana.

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.
Una fragancia acogedora para una mujer vital, femenina, elegante y abierta a la belleza del mundo.

El frasco rinde homenaje al diseño de líneas rectas y a la pureza visual; de tacto satinado y tapón dorado que ensalzan su arquitectura, como el sol poniéndose en el horizonte en un precioso atardecer.
Un packaging hodierno y sin opulencias que nos presenta ese perfume especial con el que vivir plácidamente momentos únicos y genuinos.

Familia Olfativa: Floral - Amaderado - Almizclado

Notas Olfativas:

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.

Descripción

Esencial, noble, exquisito. El té blanco es el té en su forma más pura.
Haciéndose eco de esta poderosa simplicidad, Elizabeth Arden White Tea Eau de Parfum libera una fragancia cautivadora finamente elaborada que nos anima a vivir y disfrutar de los momentos de bienestar .
Un aroma para una mujer de espíritu seguro y libre que refuerza su personalidad a través de sus experiencias. Preparada para la intensidad y la fuerza de la noche, pero también para la suavidad y el frescor de la mañana.

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.
Una fragancia acogedora para una mujer vital, femenina, elegante y abierta a la belleza del mundo.

El frasco rinde homenaje al diseño de líneas rectas y a la pureza visual; de tacto satinado y tapón dorado que ensalzan su arquitectura, como el sol poniéndose en el horizonte en un precioso atardecer.
Un packaging hodierno y sin opulencias que nos presenta ese perfume especial con el que vivir plácidamente momentos únicos y genuinos.

Familia Olfativa: Floral - Amaderado - Almizclado

Notas Olfativas:

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.

Esencial, noble, exquisito. El té blanco es el té en su forma más pura.
Haciéndose eco de esta poderosa simplicidad, Elizabeth Arden White Tea Eau de Parfum libera una fragancia cautivadora finamente elaborada que nos anima a vivir y disfrutar de los momentos de bienestar .
Un aroma para una mujer de espíritu seguro y libre que refuerza su personalidad a través de sus experiencias. Preparada para la intensidad y la fuerza de la noche, pero también para la suavidad y el frescor de la mañana.

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.
Una fragancia acogedora para una mujer vital, femenina, elegante y abierta a la belleza del mundo.

El frasco rinde homenaje al diseño de líneas rectas y a la pureza visual; de tacto satinado y tapón dorado que ensalzan su arquitectura, como el sol poniéndose en el horizonte en un precioso atardecer.
Un packaging hodierno y sin opulencias que nos presenta ese perfume especial con el que vivir plácidamente momentos únicos y genuinos.

Familia Olfativa: Floral - Amaderado - Almizclado

Notas Olfativas:

Una composición olfativa que transita con ingenio por las alborozadas flores y las cálidas maderas, evolucionando con sutileza hacia una estela almizclada, serena y distinguida.
Se presenta luminosa y femenina, con notas en salida de Mandarina Italiana, Salvia Sclarea y un fresco Acorde de Brisa Marina. El corazón, es puro y sin artificios, con un Acorde de Té Blanco, Absoluto de Mate, Pétalos de jazmín y Agua de Rosas.
Y el fondo, su faceta más cálida y poética, con notas de Haba Tonka, Amberwood y Almizcles suaves.